Su pasión: moldear miniaturas de los personajes de los pueblos mayas

COMPARTIDO

Foto de Fernando Rodríguez Ortegón, autor del concepto MUMAMI

El autor de las graciosas figuras sobre costumbres y tradiciones del mundo maya se emociona cuando habla de las mujeres. La verdad es que “lo que me hace sentir más pleno es cuando estoy moldeando a mis pequeñas mesticitas. No es que no me guste manufacturar a los varones, no. Pero es que la mujer… No sé: ellas son la inspiración del hogar, ellas son las que luchan, ellas están en todo.”

Y es que los amantes de la cultura maya que navegan en el torrente de las redes sociales han de saber de él por medio de sus graciosas figurillas.

En efecto, de las manos cariñosas de Fernando Pastor Rodríguez Ortegón (Calkiní) han salido cientos de pequeñas figuras de gente de los pueblos mayas, que son reconocidas en las redes sociales bajo el concepto MUMAMI.

“Quiere decir tres cosas al mismo tiempo”, explica a elchilambalam: “Mujer maya en miniatura, Mundo maya en miniatura, Museo maya en miniatura”. He ahí MUMAMI.

Foto Fernando Rodríguez, MUMAMI

Hoy día muy poca gente sigue nuestras tradiciones, el estilo de nuestras casas se está perdiendo y las nuevas generaciones ya no hablan la lengua maya, observa Fernando Rodríguez durante una conversación telefónica con elchilambalam.

Mi propósito es mostrar los objetos de nuestra vida cotidiana actual, difundir nuestra manera de vivir a las generaciones fururas, explica. Su sueño es abrir un museo donde se conserven estos cuadros costumbristas que él se esfuerza en representar en miniaturas.

Hace unos siete años que comenzó a configurar este proyecto, que dice, no ve que cuaje por la falta de apoyo de las instituciones culturales, “ni en Yucatán, ni en Campeche”.

Por diferentes vías ha intentado encontrar apoyo a su idea pero sin lograrlo. Ha competido en vano, recuerda, por un recurso del Programa de Apoyo a las Culturas Municipales y Comunitarias (PACMyC); ha concursado también en el Programa de Estímulo a la Creación y Desarrollo Artístico (PECDA) y actualmente se prepara para responder a una convocatoria del INPI y, dice, “creo será la última”.

Una mala experiencia la tuvo en Yucatán. Atraído por el Festival Internacional de la Cultura Maya (FIC MAYA) buscó y entabló conversaciones con el equipo del entonces director del Gran Museo, Jorge Esma Bazán. “A él le presenté mi idea de hacer ‘el museo más pequeño del mundo’, lo cual le agradó mucho pero luego poco a poco fue haciéndome a un lado y finalmente me dejó de recibir”.

Poco después, recuerda, el Gran Museo anunció con bombo y platillo la construcción del “museo más pequeño del mundo”, como si fuera una idea suya. Claro que tampoco se concretó, pero esa idea es mía.

En realidad lo que yo proponía era instalar un pueblo entero en la casa maya, un pueblo en miniatura, recuerda el autor del MUMAMI.

Fernando Pastor Rodríguez Ortegón, meteorólogo, contralor aéreo y artesano

Foto Fernando Rodríguez, MUMAMI

Proveniente de una familia de carpinteros, Fernando Rodríguez está familiarizado con el labrado de madera y tenía cierta experiencia en realizar fachadas de iglesias, e hizo varias. “Como unas 30 ó 40, por ejemplo la fachada de la iglesia de Calkiní, San Román, San Francisquito, de Nunkiní… ”, recuerda.

El desafío le llegó cuando alguien le pidió, además de la fachada de la iglesia, agregarle los personajes de un gremio. En ninguna parte encontró figuras de mestizas en hipil, lo cual lo obligó a fabricarlas él mismo.

“Medían siete centímetros de altura las primeras figuras que pude hacer con pasta de cerámica, luego logré reducirlas a tres centímetros”, presume. Lo intentó primero con madera, pero encontró la solución en la pasta de cerámica.

Lo suyo no es un negocio, sino una especie de apostolado a favor de las costumbres y las tradiciones de los pueblos. Recuerda que tuvo una “Fiesta del pueblo”, representación que reunió 4000 figuritas. Sin embargo se fue deshaciéndose de ellas una por una, regaladas unas, vendidas otras, desalentado por ver lejos su proyecto de museo.

Lamenta que la gente no valore lo nuestro. Gente que está dispuesta a pagar varios cientos de pesos por un pantalón o una camiseta de marca, pero sienten que los estafan cuando alguien les pide, por ejemplo, 150 pesos por una camiseta que tiene impresa una imagen de lo nuestro.

El museo más pequeño del mundo
Atraído por el Festival Internacional de la Cultura Maya, el autor de MUMAMI entabló conversaciones con el equipo del director del Gran Museo, Jorge Esma Bazán. “A él le presenté mi idea de hacer ‘el museo más pequeño del mundo’, lo cual le agradó mucho pero luego poco a poco fue haciéndome a un lado y finalmente me dejó de recibir”. Al poco tiempo Esma anunció el "museo más pequeño" como si fuera idea propia.

Foto Fernando Rodríguez, MUMAMI

Fernando Rodríguez nació en Hool, una pequeña población que pertenece a Champotón, pero siendo muy niño lo trajeron a vivir en Calkiní, donde tuvo experiencia de la milpa gracias a uno de sus abuelos. “Lo que más me gustaba de las vacaciones es que podía ir con él a la milpa, ver los árboles, sembrar, revisar los apiarios y ahí conocía otro mundo”, cuenta.

La nostalgia de sus raíces lo hace andar por las calles de su pueblo y entablar conversación con los vecinos. “Me gusta conoce sus experiencias de la vida, sus vivencias que me nutren”.

Fernando es de profesión meteorólogo pero también fue contralor aéreo en Mérida, Yucatán, donde hizo sus estudios. “Soy más yucateco que campechano”, bromea. Renunció a este último trabajo cuando se le anunció que lo iban a cambiar de plaza y enviar al centro del país. Fue así que regresó a Calkiní.

Su vocación de artesano la fomentó durante su estancia en Mérida. Su padre y su abuelo, carpinteros, lo iniciaron en el trabajo de la madera. Y aprovechaba sus días libres para dedicarse a pulir sus habilidades.

Mientras alimenta las esperanzas de ver concretado su sueño por un MUMAMI, busca opciones y trabaja en los suyo. En su domicilio guarda celosamente una selección de sus mesticitas que tanto ama. Cuando se da la ocasión las saca, prepara las “instalación” y fotografía para compartir enseguida en sus redes sociales.

José Natividad Ic Xec

José Natividad Ic Xec es director de elchilambalam.com y Mayapolitikon.com.

Deja un comentario

scroll to top