La poesía maya existe y se apodera del Olimpo

Domingo Dzul Poot (con bastón), flanqueado por Briceida Cuevas (izquierda) y por Lázaro Kan

Domingo Dzul Poot (con bastón), flanqueado por Briceida Cuevas (izquierda) y por Lázaro Kan

No fue un recital demasiado formal. Risas y bromas y llantos de niños… Los cuatro poetas regalaron a los presentes bellos momentos, tiernos momentos, hilarantes momentos.

La gran Briceida Cuevas Cob prefirió leer en el presídium mientras que los tres anteriores caminaron hasta el atril colocado a la derecha del escenario del auditorio Silvio Zavala del Centro Cultural Olimpo de Mérida.

Más tarde, la poetisa campechana explicaría: Ma’ máaneni’ tumen kóoch in piik (“No pasé porque mi justán está ancho”.) Lo que arrancó muchas risas al auditorio, poco más de un centenar de personas que acudieron a la apertura de la Exposición 2000 años de literatura maya, en los pasillos del Olimpo.

Para una mujer maya, el hipil y el piik (justán) son asunto serio. No se trata sólo de vestimenta, sino de la identidad misma. Un poemario de Briceida que es muy leído es U biilil in nook’ (El dobladillo de mi ropa) y precisamente la noche del domingo abrió su lectura con el poema Búho.

El escritor estadounidense Jonathan Harrington, en la Expo

El escritor estadounidense Jonathan Harrington, en la Expo

Fue poco menos de una hora de lectura en la cual los cuatro poetas nos dejaron reflexionando y disfrutando la riqueza de su visión moderna de las cosas, dicha en una lengua de palabras de raíces milenarias esculpidas en piedras. Conmovió la sencillez y frescura de las composiciones de Marga Aguilar (Sotuta), nos hizo pensar los versos barrocos y preciosistas de Pedro Pablo Chim Bacab (Peto), el suave erotismo y frescura del premio Nezahualcóyotl 2010 Isaac Carrillo Can (Peto) y la voz madura y grave de la gran Briceida Cuevas Cob (Calkiní).

“Briceida dejó muchos compromisos para acompañarnos”, recordó en otro momento el moderador, Feliciano Sánchez Chan. En el primer festival maya independiente (Cha’anil Kaaj) la poetisa campechana también nos acompañó.

El escritor estadounidense Jonathan Harrington estuve presente de principio en el evento y conversó con varios de los escritores a quienes fotografió y tomó sus datos personales. Harrington está avecindado en Yucatán y ha hecho traducciones de poesía maya, especialmente de Feliciano Sánchez y de Briceida Cuevas.

A la salida del evento, un poco presionados por los empleados que ya tenían prisa por cerrar, el poeta campechano Miguel Cocom comentó a elchilambalam: “Esto sí es un buen trabajo. Esto es lo que se llama creatividad”.

Joven escritora junto a su poema

Joven escritora junto a su poema

La enseñanza de la noche es que la poesía maya existe y en los próximos días los interesados podrán visitar la exposición abierta en el Olimpo este domingo 12 de octubre, leer y apreciar, reflexionar y criticar cincuenta poemas de 50 escritores mayas que hacen literatura hoy día.

Poco después de las 8 de la noche, los escritores mayas Domingo Dzul Poot, Briceida Cuevas Cob y Lázaro Kan Ek cortaron el listón verde de apertura, luego de una breve exposición de motivos de la muestra que estuvo a cargo del poeta Feliciano Sánchez, incansable promotor cultural y responsable de la expo que permanecerá en el Olimpo hasta el 19 próximo en la noche.

Cada escritor estuvo junto a su obra para responder eventuales preguntas de los espectadores, quienes tomaron fotos y conversaron con los escritores. Muchos de estos no pudieron venir porque viven en poblaciones de interior de Yucatán pero sus obras hablaron por ellos.

Los cuatro poetas mayas, quienes leyeron de izquierda a derecha

Los cuatro poetas mayas, quienes leyeron de izquierda a derecha

Poco después los espectadores tomaron asiento para escuchar el recital de los poetas Marga Beatriz Aguilar Montejo , Pedro Pablo Chim Bacab, Isaac Esaú Carrillo Can y Briceida Cuevas Cob, quienes leyeron en este orden.

La expo se levantará el 19 de octubre y estará disponible para quienes les interese mostrarla en su espacio. Sólo es cuestión de solicitarlo con Feliciano Sánchez Chan, disponible en su cuenta del Facebook.

Top