Familia de alfareros de Uayma muestra su pericia a estudiantes estadounidenses

POR FÁTIMA Tec Pool

Emilio Espadas Dzul, reconocido alfarero de Uayma, Yucatan

Emilio Espadas Dzul, reconocido alfarero de Uayma, Yucatan

Estudiantes estadounidenses manufacturaron sendas piezas de cerámica en Uayma, durante un taller que les impartió el reconocido maestro alfarero Emilio Espadas Dzul, quien cuenta con una larga trayectoria en el quehacer .

Encabezados por sus profesores la arqueóloga Fátima Tec Pool y el antropólogo Raúl Manzanilla, los estudiantes provenientes del Colegio del Atlántico en Maine, Estados Unidos, arribaron esta mañana a la comunidad para una estancia de una semana.

La visita forma parte del Programa de Inmersión Cultural en Yucatán (Picy), de diciembre a marzo de cada año, durante la cual los estudiantes conocen diferentes puntos de la Península y tienen contacto directo con las familias mayas, comiendo con ellos y aprendiendo de ellas.

Antes de poner mano en el barro, el maestro Espadas habló brevemente de su trayectoria. Contó que el oficio lo aprendió de su tía Juanita Dzul quien falleció hace tres años. Juanita era una personalidad en este ámbito, y se escribió mucho sobre ella y su trabajo.

Estudiantes estadounidenses que participan en el Picy 2016

Estudiantes estadounidenses que participan en el Picy 2016

Ante una audiencia ávida que lo escuchaba, el maestro refirió que Uayma es una población con larga tradición en la alfarería. “En los pueblos de los alrededores todavía hay gente mayor que recuerda la salida de Uayma de mulas cargadas de cerámica”, de ahí la importancia de perpetuar esta tradición.

Por desgracia, hoy día sólo hacen alfarería la familia de Emilio, es decir él, su esposa Margarita Xook Santos, y un hijo de ambos.

La familia habló de cómo se hace del barro, de los pigmentos, de sus herramientas, de los tiempos de cocción de las piezas.

En el taller de dos horas, los estudiantes fabricaron jarros, floreros, y cajetes, con la dirección del maestro Emilio Espadas. Otros hicieron distintos tipos de silbatos con la ayuda de Margarita. No obstante, no fue posible hornear la alfarería pues para su finalización eran necesarias por lo menos dos semanas.

Uayma, una población muy conocida del oriente de Yucatán, dista 15 kilómetros de Valladolid, y es famosa por su iglesia de Santo Domingo y su convento.

Top