En Yucatán el gobierno hizo obligatorio el inglés pero hace a un lado la lengua maya

La maestra Teresa Pool Ix en entrevista en el ayuntamiento de Conkal, donde se ocupa de Cultura

Mérida, Yucatán, lunes 13 de febrero de 2017 (elChilamBalam).– Es necesario hablar la lengua maya pues las jóvenes generaciones de mayahablantes van creciendo y olvidando paulatinamente su idioma materno, afirma Teresa Pool Ix, reconocida profesora maya y una de los pioneros del programa Ko’one’ex kanik maya.

En una conversación con elchilambalam.com con motivo de la celebración del Día Internacional de las Lenguas Maternas en el municipio de Conkal donde la maestra es directora de Cultura, recordó los comienzos de Ko’ox kanik mayáa (luego cambió a Ko’one’ex, pluralizándolo) su participación en el programa y los desafíos actuales de la enseñanza de la lengua a una población cada vez más castellanizada.

“Hoy día se está haciendo mucha promoción a la cultura maya y paradójicamente se hace a un lado el idioma”, señala Teresa Pool. “Me pregunto a qué cultura se referirán si descuidan a propósito la enseñanza de la lengua y no le dan la importancia que debiera, pues el alma de la cultura viene en el idioma”.

No comprende la maestra porqué las autoridades educativas hacen obligatoria para todos el idioma inglés pero dejan a un lado la lengua maya, “que es propia, que si dejamos de hablarla se va a perder y con ello todos los conocimientos que guarda”. De ahí que Teresa Pool señale la importancia de hacer obligatoria la enseñanza de la lengua maya en todas las escuelas y en todos los niveles.

“Se nos enseña el idioma inglés, pero luego ¿con quien lo hablamos?”, se pregunta. Sin duda esto no pasaría con la maya, pues “esta es nuestra lengua y esta es la tierra donde la hablamos”, añade.

Teresa Pool, natural de Ixil, es actualmente profesora de escritura en lengua y de culturas originarias en la Universidad Pedagógica Nacional en Mérida, y prepara, en otro instituto, a futuros docentes de nivel preescolar intercultural.

Establecido por la Unesco en 1999, celebrado por primera vez en febrero de 2000, el Día Internacional de la Lengua Materna se celebra cada 21 de febrero y tiene por finalidad “promover el multilingüismo y la diversidad cultural”.

En Conkal, la maestra Teresa Pool no escatimó este año esfuerzos para la celebración y echó mano a todo recurso posible para reunir a artistas y artesanos para hacer una gran fiesta de la lengua maya.

Poesía y teatro, baile y canto figuran en el programa que comenzará a las siete de la noche, al aire libre, frente al Palacio Municipal, y se calcula terminará a las 10 de la noche.

María Luisa Góngora y su grupo de Teatro Chan Dzunu’un (de Oxkutzcab) participarán con su pieza La madrastra. El laureado poeta maya Isaac Carrillo Can (de Peto) hará una lectura de su poesía (en dos idiomas), el cantante de rap Pat Boy (de Felipe Carrillo Puerto) también hará una actuación.

Un grupo de charanga (músicos) de la colonia meridana de Molas se ha comprometido a participar para animar el evento de Conkal. Niños de la escuela de lengua maya del Ayuntamiento –que Teresa Pool atiende personalmente– cantarán en lengua maya jaraneros locales también actuarán para un público grande y generoso, que se espera sea como en el evento del año anterior.

Para el evento se cerrará la calle principal de frente al Palacio Municipal, donde artesanos de varios municipios expenderán sus mercaderías. Artesanos de Izamal, Kimbilá, Conkal, Sacalá, Valladolid y otros pueblos vecinos estarán presentes ofertando sus costuras, tejidos, objetos de barro y tejidos de palma, mientras que otros ofrecerán antojitos tradicionales, dulces, comidas y bocadillos.

Sobre el programa Ko’one’ex kanik maaya la maestra lamentó el estado en que se encuentra, que lo han estado marginando (u p’aatal paachil), y fue cuando observó la importancia de hacer oficial la enseñanza del idioma en las escuelas.

Ko’ox kanik mayáa es un programa de enseñanza de lengua maya diseñada para escuelas meridanas y vecinas de Mérida que lo solicitan. Comenzó a funcionar a principios de los años noventa echando mano a estudiantes mayahablantes quienes recibían una especie de beca-ayuda mientras cursaban la UPN (terminando no podían seguir en el programa) y tuvo auge durante muchos años pero en la actualidad se le ha marginado.

En los últimos años el cuerpo fuerte de profesores casi ha pasado al olvido y varios que eran reconocidos en el medio por su participación activa en la promoción de la lengua maya han desaparecido del escenario, mientras que muchas voces señalan el plan deliberado del gobierno del Estado de ponerle fin a la iniciativa recortando ya de por sí el raquítico presupuesto con que opera.

Top